miércoles, 16 de noviembre de 2011

Este fin de semana hicimos una excursión que tenía ganas hace tiempo: saliendo desde la rambla de Perín, pasando bajo el Tajo de Peñas Blancas, bajando a la rambla del Cañar y desde allí a Isla Plana. En total 12 kilómetros, la primera foto la tomé a la 13:20h y la última a las 19:15h, 6 horas. A esta ruta habría que añadir un desvío que hicimos de ida y vuelta a la zona de las viejas minas que se abren al sur del tajo.

Todo el recorrido lo conocemos sobradamente y lo andamos muy a menudo desde hace años, pero nos faltaba unir en una las varias excursiones que hay en esta, y contar con alguien que nos retornase a punto de partida o esperar el autobús. Y ha sido un acierto. Es una excursión cómoda y ligera, y en esta época, sin peligro de insolación/deshidratación se hace tranquilamente en 6-7 horas, contando la parada a comer, fotos y exploraciones mineras (Ojo! cuidadito al acercarse a la zona de las minas, ni se os ocurra meterse por allí de noche, ni con crios a los que tengáis cierto aprecio).

Tomar fotogramas

Para retratar la excursión otro experimento al que también tenía ganas de probar, una especie de (llamémosle) timelapse caótico:
Básicamente lo que hice fue poner la cámara en exposición automática, gran-angular (10 mm), aufocos y previsualización apagado. Ya fuese colgando del cuello ó bien en una mano iba haciendo fotos del terreno que tenía delante a intervalos complemente subjetivos, según: si el terreno era homogéneo hacia 5 fotos en tres minutos (un aproximación), pero al pasar junto a un palmito disparaba 4-5 seguidas, ahora giraba sobre mis pies y tomada 12-15 fotos de lo que me rodeaba, y seguía fotografiando la senda.
Por supuesto las fotos ni las revisaba/seleccionaba. La única precaución que tomé era la de tratar de darle cierta continuidad a la serie después de las distracciones haciendo alguna foto “formal”. Si por ejemplo me subía una roca para fotografiar el paisaje, o me salía de la senda para hacer un macro de los Sedum al retomar la serie traté de empezar donde lo había dejado. Más o menos.

rambla y laderas de solanarambla y laderas de solana

Montar el vídeo

Al llegar a casa descargo las imágenes en una carpeta, extraigo las que no forman parte del timelapse (unas 250), las fotos formales, y genero un vídeo con las que quedan pasándolas a 5 fps con Mencoder escalando los JPG a 1024px ( ó más, a gusto de consumidor ) y con un buen bitrate ( 16000 ) Sigue leyendo…

jueves, 3 de marzo de 2011 (Hace 80 dias)

El año pasado sobre el mes de Junio el grupo ciclista Orenes, un club deportivo patrocinado por una empresa de maquinas recreativas, bingos y casinos organizó una multitudinaria marcha ciclista que recorría diversos parajes de Cartagena hasta terminar en las playas de la Azohía. En su camino pasaron por aquí, por la rambla del Cañar y Peñas blancas.
Hablando de huellas ecológicas, esta es la huella ecológica del grupo Orenes cuando decide que van a salir un rato a disfrutar de la naturaleza: Una huella de spray negro que casi un año después sigue innalterada.

Por aquí pasó el grupo orenes de ciclismoPor aquí pasó el grupo orenes de ciclismo

Señores del grupo ciclista Orenes: con cuatro grupos de “ciclistas amantes de la naturaleza” como el suyo nos quedabamos en Cartagena sin espacios susceptibles de ser incluidos en esos folletos publicitarios de eventos deportivos que tanto gustan de imprimir y plagar de términos como “idílicos rincones naturales“, “paisajes innalterados“, “naturaleza salvaje“.
Señores del grupo ciclista Orenes son ustedes el peor enemigo de ustedes mismos.
Señores del grupo ciclista Orenes hacen ustedes ningún favor a la naturaleza de la pretenden (dicen) disfrutar.
Señores del grupo ciclista Orenes sería un detalle por su parte que en futuras convocatorias de cicloturimo en Cartagena incluyan en sus folletos la frase “…y pasaremos por parajes insólitos, sin rastros de pintadas de nuestros eventos anteriores: salvaje, salvaje.

Actualizado

Miembros del grupo Orenes se han desplazado hasta el lugar denunciado en este apunte y han limpiado el graffiti de la fotografía. Ver su propio comentario más abajo. Por nuestra parte solo queda felicitarlos por la rápida y (desgraciadamente) poco habitual iniciativa.

sábado, 26 de febrero de 2011 (Hace 85 dias)

Imagen030.jpgImagen030.jpg

La rambla dl cañar dsd el tajo. Con mov

Nota: esta imágen y el texto que le acompaña, fueron recibidos y publicados de forma automática desde el teléfono móvil. Es por esto que pueden contener errores tipográficos, abreviaturas tipo SMS y faltas de ortografía

jueves, 18 de noviembre de 2010

El tajo de Peñas blancas es una mole de caliza blanca situada dentro del espacio natural protegido de la Sierra de la Muela y situada sobre el paraje conocido como rambla del Cañar. Es un lugar emblemático y muy conocido que resulta espectacular visto de cerca y muy reconocible desde lejos.
El tajo ( como se le conoce popularmente ) propiamente dicho tiene unos 800 mts de largo y en algún punto su caida libre más larga (creo recordar que) superaba los 100 mts.

Tajo y al fondo cabezo de la panaderaTajo y al fondo cabezo de la panadera

Toda la montaña está perforada por antiguas galerias de minas ya abandonadas, por lo que al andar por la cima hay que prestar atención al suelo a túneles y respiraderos que pueden darnos algún susto si vamos despistados.

Básicamente hay dos vias de acceso a la cima de el tajo: la primera (y más obvia) que parte desde la rambla del cañar (más larga, sufrida y peor señalizada) y otra perfectamente señalizada con marcas de senderismo (roja/blanca) que parte desde su espalda, desde la carretera de Cartagena-Mazarrón y que alcanza la cima después de una empinada senda. En la cima, a pocos más de 600 mts, encontramos un vértice geodésico y un refugio-vivac construido con piedras lentamente durante varios años por escaladores para pecnoctar a salvo de los fuertes vientos que se mueven allá arriba.

Luna creciente sobre el tajoLuna creciente sobre el tajo

Recientemente estuvimos en la cima del tajo, dando una vuelta por las minas y ya casi de noche llegamos a asomarnos al tajo. Ayer, aprovechando el nublado me acerqué para hacer algunas fotos, incluida otra panorámica:
Pulsa aqui para cargar una panorámica realizada en la cima del tajo
Pulsa aqui para cargar una panorámica realizada frente al tajo

lunes, 5 de julio de 2010

La foto no es ninguna maravilla, pero me hizo ilusión descubrir que había Herrerillos capuchinos (Parus cristatus) en la rambla del Cañar y que además parecen haber criado (he podido ver a este acompañado de la que parece su prole).
Según el Atlas de aves nidificantes de España, no hay constancia de que este ave se reproduzca en Cartagena y alrededores.

Herrerillo capuchinoHerrerillo capuchino

Los páridos son aves vivarachas, ágiles, curiosas y con una particular destreza para desenvolverse entre las ramas de la vegetación a base de cabriolas y malabares en su constante busqueda de insectos. Por su particular cresta, presente en ambos sexos asi como en los jóvenes del año, el Herrerillo capuchino probablemente sean el más facilmente reconocible de todos los que componen la popular famila.

martes, 22 de junio de 2010

Un enorme lagarto ocelado (Timon lepidus) en mitad de la rambla del cañar y disfrutando con el sol de mediodia. El nombre procede de los ocelos azules que exhiben en el costado, muy llamativos cuando los machos se encuentran en celo.

OceladoOcelado

Desgraciadamente son más fáciles de ver muertos en carretera que vivos y coleando, pero si teneis oportunidad de ver uno, tumbaos en el suelo boca-abajo y con tranquilidad podreis acercaros bastante reptando despacio hacia él. Parece que “la perdida de altura” es todo lo que necesitan para permitir una aproximación a distancias que pueden llegar a ser de muy pocos centímetros.
Eso sí, por mucho que os acerqueis no trateis de cogerlo. Cuando nos encontramos alguno atrapado en alguna balsa abandonada (algo tristemente habitual) le ponemos algún tablón, árbol seco, piedras, etc… a modo de rampa y lo dejamos que salga de forma espontánea o guiandolo. Solo en una ocasión se me ocurrió coger uno, como de la mitad de tamaño del de la foto y desde entonces me prometí hacer todo lo que estuviera en mi mano para que no volvieran a ella… creo que todavía me duele si lo pienso.

Cuaderno de campo es un blog desarrollado y mantenido por Trebol-a y en el que escriben Trebol-a, Miguel, Merche y Mónica
Si quieres saber algo más sobre los autores acude a la página acerca-de, si quieres contactar con alguno de nosotros hazlo a través de contactar ó de Google+

Creative Commons: Todo el contenido de la web (imágenes, textos, vídeos, a excepción de aquellas obras de otros autores enlazados por Cuaderno de Campo) se acoge a los términos expresados en la licencia Creative Commons